Cómo hacerse autónomo

Cómo hacerse autónomo

Actualmente son muchas las personas que desean emprender y crear su propio negocio, es decir, ser Autónomos. A estos trabajadores se les llama también empresarios individuales, ya que son distintos de los empresarios sociales que adoptan una forma jurídica determinada (Sociedad Limitada, Sociedad Anónima...).

Es lógico sentirse un poco perdido y no saber exactamente qué pasos hay que dar para ser autónomo, o qué trámites tenemos que hacer. Por eso es importante contar con la ayuda de un abogado especializado, ya que agilizará el proceso y nos ayudará a resolver las dudas que podamos ir teniendo a lo largo de esta aventura. A continuación le damos algunos consejos que le serán muy útiles si está pensando en emprender, o si ya lo ha hecho y quiere ampliar los detalles.

¿Cómo darse de Alta en Autónomos?

Uno de los pasos más importantes es efectuar la correspondiente Alta. Se trata de un paso que comprende varios aspectos, ya que hay que solicitar este Alta ante distintos organismos: Hacienda, la Seguridad Social, solicitar una licencia de apertura, etc. Como hemos dicho, la asistencia de un abogado será un buen apoyo para poder completar estos trámites de forma sencilla y ordenada, sin dejarnos ningún aspecto importante. Si quiere darse de Alta como Autónomo y necesita ayuda para empezar, contacte con nosotros y nos encargaremos del resto.

Bonificaciones y cuotas

Los Autónomos deben abonar periódicamente una cuota, llamada cuota de Autónomos. No obstante, la legislación actual establece distintas bonificaciones para ayudar a los trabajadores que se encuentren en determinados supuestos, por ejemplo: jóvenes, bajas de maternidad y paternidad, mayores de 65 años, etc. Los Autónomos también tienen derecho, desde el año 2010, a una prestación por cese de actividad: es el llamado paro de Autónomos.

Si quiere solicitar alguna bonificación o desea resolver dudas sobre las mismas, no dude en preguntar a nuestro equipo de Abogado mercantil Sevilla. Es nuestro trabajo ayudarle con cualquier cuestión que pueda tener sobre el Régimen de Autónomos y llevamos años orientando a nuestros clientes con todos estos aspectos.

Alta en la Seguridad Social como autónomo

El primer paso es obtener el número de afiliación a la Seguridad Social. Es un error muy común acudir antes a Hacienda y después darte de alta en la Seguridad Social, pero ahora el procedimiento ha cambiado y necesitas estar dado de alta en la Seguridad Social como autónomo. Si no tienes el número de afiliación lo tendrás que solicitar allí directamente y finalmente podrás darte de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos. Una vez obtenido ese número tendrás que rellenar el modelo TA0521 ya sea de forma presencial en la Seguridad Social u online con el que anuncias el inicio de tu actividad como autónomo.

Alta en Hacienda como autónomo

En el mismo día preferiblemente o lo antes posible, tendrás que acudir a Hacienda para realizar las gestiones oportunas. En el caso contrario, correrás el riesgo de tener cuotas retrasadas de la Seguridad Social y la penalización te saldrá cara. En la Agencia Tributaria donde te tendrás que dar de alta en el Censo de Empresarios y rellenar el modelo 036 o 037 según te corresponda. Este documento determinar los impuestos que deberás hacer frente. Tendrás que rellenar el modelo 037 en el caso de que no actúes por medio de un representante, tu domicilio fiscal sea el mismo que el de gestión administrativa o no sea una gran empresa.

Un punto importante que deberás tener claro, son los epígrafes que tendrás que rellenar del IAE. Este documento determinará el Impuesto sobre las Actividades Económicas, aunque tu empresa sea muy pequeña y no facture 1.000.000€ anuales, es importante definir tus servicios ya que dependiendo del epígrafe que elijas, te dirá el IVA a facturar y las declaraciones trimestrales a presentar. Los epígrafes a elegir son actividad profesional, empresarial y artística, en la mayoría de los casos puede suponer la combinación de varios tipos de actividad. Es muy importante que no te equivoques en rellenar este documento ya que puede suponer grandes problemas con Hacienda si no se rellena correctamente. Por ese motivo, si tienes alguna duda, no dudes en consultar con un abogado mercantil que te ayudará a definir correctamente tus servicios.

Unas preguntas importantes que se te harán serán si eres autónomo societario o autónomo de título personal. Un autónomo societario es un trabajador autónomo que ha constituido una sociedad mercantil, es decir una empresa, mientras que un autónomo es el propio trabajador. Deberás tener claras sus diferencias en el caso de que te pregunten sobre esta cuestión.

Y como último paso y final, en el caso de que hayas abierto un local de actividad comercial, tendrás que comunicarlo a la Consejería de Trabajo de tu ciudad autónoma. Es muy importante tener todas las licencias necesarias para la apertura del local sea cual sea su actividad a desarrollar y esta puede ser muy diferente en una comunidad y otra.

Si tienes alguna duda sobre alguno de estos documentos y necesitas ayuda de profesionales, cuenta con nuestro equipo de abogados expertos en derecho mercantil en Sevilla. No sólo trabajamos con empresas, también ofrecemos servicios para autónomos y los acompañamos y asesoramos en el proceso de alta en autónomos y a lo largo de toda la actividad.

Facturación del Autónomo

Por otra parte, como seguramente ya sepa, los Autónomos realizan su trabajo a través de facturas. Es decisivo conocer cómo se hace el proceso de facturación, ya que además de que lo vamos a emplear en nuestro día a día, tendremos que realizarlo cumpliendo con los requisitos que exige la Ley. La norma básica en este aspecto es el Real Decreto 1619/2012, de 30 de noviembre, por el que se aprueba el Reglamento por el que se regulan las obligaciones de facturación.

Es normal que si una hemos dirigido un negocio y no tenemos nociones de facturación, los términos y conceptos que señala el Reglamento nos resulten desconocidos. Por eso, recalcamos, es importante contar con un abogado especializado en la materia (abogado mercantil) para que nos ayude con esta cuestión, aclarando qué tipos de facturas existen, qué obligaciones tenemos como empresarios, etc.

Todos estos aspectos que acabamos de señalar pueden ser algo complejos, y es que la tarea de crear y gestionar un negocio también puede serlo en algunas ocasiones. De todas formas, contando con la información y el asesoramiento apropiados, todo resultará mucho más sencillo. Nuestros bufete de abogado mercantil en Sevilla está disponible para todo tipo de trámites y cuestiones relativas a esta materia, por lo que si desea que atendamos su caso, solo tiene que pedir cita previa por teléfono o a través de internet. Nuestra dilatada experiencia ha hecho que muchos clientes hayan confiado en nuestros abogados mercantiles y que hayamos recibido comentarios muy positivos sobre nuestro trabajo, por lo que puede tener la confianza y tranquilidad de que llevamos su caso con la máxima profesionalidad.